Jaime Vargas habló de nuevas movilizaciones en contra de las medidas económicas y ratifica su respaldo a María Fernanda Espinosa que postula a dirigir la OEA

0
83



Quito –

Que afectan a la clase media, afirmó el presidente de la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie), Jaime Vargas, respecto a las medidas económicas anunciadas por el Gobierno.

Y que si las bases así lo deciden se realizarán nuevas movilizaciones de rechazo, agregó el dirigente en el marco del consejo ampliado de la agrupación realizado ayer.

En esa reunión se preveía ratificar la unidad del movimiento indígena tras las declaraciones de algunos dirigentes de Pachakutik que denuncian infiltraciones de correístas y mariateguistas en sus filas.

Vargas señaló que siempre habrá diferencias, pero que existe una decisión firme de trabajar de manera conjunta y unida con Pachakutik; y advirtió que “no se puede caer en la trampa del enemigo y de los que quieren ver dividida a la organización indígena”.

Aclaró que en el consejo ampliado no se tenía previsto realizar ningún análisis de candidaturas para el 2021.

Con relación al respaldo a la candidatura de María Fernanda Espinosa, excanciller en el gobierno de Rafael Correa, a la secretaría de la OEA (Organización de Estados Americanos), Vargas dijo que es conocido cómo viven los pueblos indígenas en Latinoamérica y todo el continente, que frente a eso no se pueden quedar con los brazos cruzados; así que se tiene que buscar apoyo para tener incidencia en los organismos internacionales.

Dijo que de los tres candidatos a la OEA, Espinosa es la única que habla de trabajar por los derechos de los pueblos indígenas no solo del Ecuador sino del continente, y que no es que la apoyan a ella, sino a los Estados que la mocionaron.

Vargas añadió que la gente que cuestiona que ese pronunciamiento se ha hecho sin consultar a las bases “es la que no ha estado en el proceso, es la que está en la derecha…”.

Por su parte, Leonidas Iza, presidente del Movimiento Indígena y Campesino de Cotopaxi (MICC), consideró que no hay división en la organización y que quizás hay compañeros muy jóvenes que todavía no entienden el criterio de la diversidad en el interior.

Maestros

La Unión Nacional de Educadores (UNE) no acepta que se les recorte un porcentaje de su salario para ayudar a la liquidez del Estado. La presidenta de la UNE, Isabel Vargas, pidió ayer ser recibidos por el presidente Lenín Moreno para informarle de las preocupaciones. Pero si no llega a acuerdos, no descartan hacer protestas desde el 18 de marzo. El Gobierno aún no ha definido qué porcentaje o en qué escalas salariales se procederá a hacer los descuentos. El gremio preveía reunirse ayer con la ministra de Educación, Monserrat Creamer. (I)