¿Por qué Bitcoin puede estar perdiendo fuerza en su lucha como un activo seguro?

0
94


Desde hace algún tiempo se le ha atribuido a Bitcoin características de un activo de respaldo por sus similitudes con el oro. Ahora con lo que parece ser una pandemia producto del brote de una enfermedad global, los mercados financieros de todo el mundo se han tambaleado poniendo sus ojos en activos de resguardo y con ello en la retórica de si Bitcoin es o no un activo seguro ante tiempos de turbulencia mundial.

Si bien es cierto que durante la fiebre del Brexit en el 2016 los principales analistas de mercado compararon a Bitcoin con el Oro por su fuerte correlación con el activo, aún era un poco temprano para describirlo como un producto de resguardo. Tres años después con el riesgo comercial en aumento entre Estados Unidos y China, en conjunto con el desplome del Yuan chino, las miradas de todo el mundo se posaron en los activos de seguro.

https://rtw24.com/wp-content/uploads/2020/03/¿Por-que-Bitcoin-puede-estar-perdiendo-fuerza-en-su-lucha.png

En ese momento la correlación entre el Oro y el Bitcoin llegó a su punto más alto con un incremento del 70% pasando de los 0.496 a los 0.8727. Hay que recordar que un coeficiente de correlación 1 indica que los activos se mueven en el mismo sentido.

Con el comienzo del Coronavirus parecía que Bitcoin era nuevamente ganador subiendo un 42% desde sus mínimos anuales y durante ese breve periodo de tiempo la criptomoneda se perfiló en línea con el incremento del oro y los bonos del tesoro de 10 años, activos de seguro por defecto en los mercados tradicionales.

Una vez que los principales índices de comenzaron a contraerse a finales de febrero como resultados de la incertidumbre mundial, todo comenzó a derrumbarse para Bitcoin, el cual cayó un 15% desde los 10.000 hasta los 8.400 para una semana después volverse a desplomar otro 16% hasta los 7.600. Aun cuando el oro enfrentó una liquidación similar, la acción bajista duró solo dos días antes de hacer nuevos máximos y posicionarse por encima de su nivel más alto desde 2013.

 https://rtw24.com/wp-content/uploads/2020/03/1583875023_638_¿Por-que-Bitcoin-puede-estar-perdiendo-fuerza-en-su-lucha.png

 

 

Desde entonces la correlación entre Bitcoin y los principales activos de refugio comenzó a distanciarse, en especial BTC/XAU el cual actualmente guarda un coeficiente de correlación negativo de -0.22, lo que sugiere una divergencia entre la cotización de ambos productos.

  https://rtw24.com/wp-content/uploads/2020/03/1583875023_526_¿Por-que-Bitcoin-puede-estar-perdiendo-fuerza-en-su-lucha.png

¿El Oro Digital ya no es un refugio?

Aquí es donde todos nos preguntamos ¿Qué ha cambiado respecto a Bitcoin desde el 2016 hasta la actualidad? La respuesta a esta pregunta puede provenir de dos ideas claves:

La primera parte de que la venta masiva proviene de un grupo importante de inversores que se sienten mucho más nerviosos en este momento que en eventos pasados, esto con relación al desplome de otros mercados como el del petróleo e índices. Después de todo la guerra comercial entre China y Estados Unidos o la salida de Gran Bretaña de la Unión Europea no tuvieron un impacto diario en miles de millones de personas o por lo menos no de inmediato.

En cambio, la propagación de Covid-19 ha causado un shock en la demanda y en la oferta mundial al interrumpir cadenas de suministros (cierre de aeropuertos y puertos), colapso en los sistemas de salud y aislamiento de poblaciones enteras. Esto ha engendrado una crisis más real y un tanto más aterradora y amenazante para el ciudadano común que las anteriores.

La segunda radica en cómo los operadores e inversores ubican a Bitcoin ante una crisis mundial como la que pudiese estar ocurriendo. Para determinar esto hemos utilizado la pirámide de Exter que funciona a través de un modelo desarrollado por quién fue el vicepresidente del Banco de la Reserva Federal de Nueva York, John Exter.

https://rtw24.com/wp-content/uploads/2020/03/1583875025_519_¿Por-que-Bitcoin-puede-estar-perdiendo-fuerza-en-su-lucha.png

 

Esta pirámide propone una organización de los activos financieros según el riesgo y su liquidez; A mayor riesgo, mayor volatilidad, menor liquidez. En la parte superior se ubican los activos más riesgosos que suelen cumplir con altos volúmenes, fácil producción y poca liquidez. En palabras más prácticas, alberga a todos aquellos que tienen una oferta de expansión simple, mucho mayor a los activos que ameritan respaldo tangible como el oro.

Según la teoría, el dinero en tiempo de crisis fluye como una cascada bajando desde los activos más riesgosos a productos menos volátiles, más líquidos. Algo similar a lo que ocurre en el mercado de criptomonedas cuando las Altcoins comienzan a sangrar, dando como resultado un traslado de capital a Bitcoin.

De esta misma manera pasa en los mercados mundiales, la historia nos ha demostrado que no importa cuántas invenciones monetarias novedosas y rentables se desarrollen, cuando las cosas comienzan a tornarse difíciles, los comerciantes acuden a masas de seguridad y liquidez como el oro y el dólar.

Es aquí donde puede encontrarse la respuesta ante la retórica del oro digital. Desde comienzos del 2019 el crecimiento del mercado de derivados de Bitcoin ha sido exponencial con la integración de futuros en las principales casas de intercambio como Binance, Bitfinex y Kraken en conjunto con el desarrollo de productos más sofisticados como los futuros físicos de Bakkt y las opciones en el CME.

Todas estas nuevas herramientas de negociación con altos niveles de apalancamiento han allanado el camino para que Bitcoin se convierta en un activo de negociación. Si tomamos como premisa que los volúmenes de derivados están ligados al comercio especulativo y no a la inversión en comparación con los mercados “spot”, podremos observar la inclinación de Bitcoin como activo negociación y no de resguardo.

Por si solo el volumen de Bitmex, el principal exchange de futuros de Bitcoin triplica los volúmenes totales de las 10 principales casas de cambio spot entre las que se encuentran Coinbase, Binance, Bitfinex, Kraken, Bitstamp, bitFlyer, Gemini, Poloniex, itBit.

 https://rtw24.com/wp-content/uploads/2020/03/1583875026_723_¿Por-que-Bitcoin-puede-estar-perdiendo-fuerza-en-su-lucha.png

 

Aún cuando las operaciones de futuro traen apalancamiento (a diferencia de las operaciones al contado) y los comerciantes puede comercializar tanto futuros como en spot para fines especulativo, la realidad es que actualmente existe un fuerte interés parcial por los operadores de cifrado para ver a Bitcoin como un medio para comercializar.

Entonces de ser así tendría sentido que Bitcoin cayera junto con los demás mercados al tornarse una herramienta de negociación al igual que los CDO y los bonos basura. Como lo comentábamos anteriormente, en momentos de crisis el dinero fluye como una cascada en donde los especuladores a corto plazo pudieron haber liquidados sus posiciones en Bitcoin para mantenerse con mayor liquidez en activos de resguardo y menos riesgosos como el dólar o el oro.

Esta puede ser un buen fundamento de porque estamos comenzando a ver una desaceleración en el comercio (interés abierto y volúmenes) de productos de gran volatilidad y amplio riesgo como los futuros del CME o los de Bakkt.  

https://rtw24.com/wp-content/uploads/2020/03/1583875026_559_¿Por-que-Bitcoin-puede-estar-perdiendo-fuerza-en-su-lucha.png

No sería tan arrogante para sugerir que Bitcoin no podrá regresar a sus estándares de refugio y más con una reducción de su oferta a la vuelta de la esquina. Sin embargo, los primeros efectos del coronavirus en el mercado se están sintiendo y es una excelente oportunidad para que nos preguntemos. ¿Es Bitcoin un activo de resguardo?  

Sigue leyendo: