Los empleados de Coinbase y Messari trabajan a distancia debido al coronavirus

0
103



Apenas una semana después de lanzar su plan para la propagación del coronavirus en todo el mundo, Coinbase recomienda a sus empleados que se preparen para la siguiente fase, y no son los únicos.

El CEO de Coinbase, Brian Armstrong, envió un Tweet a sus más de 300,000 seguidores el 2 de marzo indicando que la empresa de criptomonedas estaría dirigiendo a ciertos empleados para trabajar desde casa. En una hora, el fundador de Messari, Ryan Selkis, publicó un mensaje similar indicando que la compañía “se alejará primero y desechará la mayoría de los viajes de negocios planeados para los próximos meses”.

Armstrong compartió una versión actualizada del plan de Coinbase, destacando el impacto que COVID-19 ha tenido en la empresa desde que el brote comenzó a propagarse en enero.

“…estamos empezando a ver los primeros casos documentados de transmisión en las áreas de nuestras oficinas de Portland y SF.  Hemos visto un puñado de casos en Chicago y acabamos de ver el primer caso en Nueva York. Seguimos viendo transmisión en Japón.”

Entre las medidas propuestas por Coinbase estaba la de que los empleados redujeran al mínimo los viajes personales, especialmente los internacionales. Aquellos considerados de mayor riesgo para contraer el virus deben empezar a trabajar desde casa. Además, Coinbase está restringiendo los viajes de negocios a China, Hong Kong, Japón, Italia y Corea del Sur.

“Trabajar desde casa no es una solución completa, pero puede ayudar a disminuir el crecimiento de las infecciones.”

Messari toma medidas similares sobre el coronavirus

Selkis anunció que su compañía tampoco se quedaría de brazos cruzados mientras el COVID-19 afecta potencialmente la salud de los empleados.

En una declaración publicada en el sitio web de la compañía, Selkis decidió que la empresa de criptoanálisis “primero se iría a lo remoto indefinidamente”. Citando la pobre respuesta del gobierno de los Estados Unidos para contener la epidemia (Messari tiene su sede en la ciudad de Nueva York), el fundador dijo que aunque su equipo era joven y saludable, no tomar medidas era irresponsable:

“…un traslado remoto temporal no tiene tanto que ver con el bienestar de nuestro equipo, sino con ser una parte proactiva de la solución de un problema potencial mucho mayor.”

Con la excepción de una conferencia que se celebrará en Washington DC la próxima semana, la mayoría de los viajes de negocios en Messari se cancelan hasta el final del segundo trimestre. Selkis especuló que la Conferencia de Bitcoin 2020 programada para el 27 y 28 de marzo en San Francisco también podría estar en riesgo.

Otras formas en que el coronavirus ha afectado a los mercados globales

Las ramificaciones sociales y económicas del COVID-19 continúan propagándose casi tan rápidamente como el propio virus.

Los mercados de valores en Italia cayeron bruscamente la semana pasada, y algunos inversores especuladores temían los efectos del virus en la zona. Las cuarentenas de las ciudades en China, muchas de ellas responsables de la fabricación, pueden impactar negativamente en los mercados y el comercio internacional.

La propia industria de las criptomonedas tampoco ha estado exenta. El precio de Bitcoin se disparó en febrero, cayendo por debajo de los USD 9,400 por primera vez en meses.

Sigue leyendo: