La presidenta interina de Bolivia prevé convocar este miércoles nuevas elecciones

0
88


La Paz
Actualizado:

Guardar

Jeanine Áñez, quien se proclamó presidenta interina de Bolivia la semana pasada, confía en que este mismo miércoles pueda convocar nuevas elecciones presidenciales, si la Asamblea Legislativa aprueba el proyecto de ley enviado por el Gobierno con este objetivo. Si no se produce esa aprobación, podría convocar los comicios por decreto.

El borrador fue presentado este miércoles en el Senado, cuya titular, Eva Copa, lo ha remitido a la Comisión de Constitución, Derechos Humanos, Legislación y Sistema Electoral, iniciando así el trámite parlamentario, informa Ep.

«Si Dios lo permite, hoy en horas de la mañana vamos a lanzar la convocatoria a elecciones, como todo el país lo está demandando», ha dicho Áñez, confiando en que la Asamblea Legislativa acelere sus gestiones, según informa la agencia de noticias ABI.

El Movimiento al Socialismo, el partido de Evo Morales, presentó por su parte un anteproyecto en el Parlamento, donde tiene mayoría, para acelerar la convocatoria de elecciones, poco después de que Áñez advirtiera de que puede convocarlas por decreto, informa Efe.

La presidenta de la Cámara de Senadores de Bolivia, Eva Copa, aseguró a los medios en La Paz que el anteproyecto busca agilizar el proceso, pero consideró «irresponsable» dar por ahora una fecha para nuevos comicios.

Copa aseguró que su partido cuenta con respaldo de la oposición, integrada por Unidad Demócrata, la formación de Áñez, y el Partido Demócrata Cristiano, para haber acordado por «unanimidad» que se comience a debatir en una comisión parlamentaria este documento.

Áñez se ha mostrado dispuesta a que el proyecto de ley «pueda ser corregido, consensuado, enriquecido por todos los sectores que están involucrados en la lógica de pacificar el país y de elegir a sus gobernantes».

No obstante, advirtió de que, si el Gobierno no encuentra apoyo en el Congreso, llamará a las urnas vía decreto. «Si la Asamblea Legislativa no permite que lo hagamos de esa manera legal, pues ya buscaremos otros mecanismos, pero elecciones va a haber», afirmó.

La OEA urge a convocar elecciones

Mientras, una amplia mayoría de 26 países aprobó este miércoles en la Organización de Estados Americanos (OEA) una resolución para pedir a las autoridades bolivianas que convoquen «urgentemente» elecciones en el país andino, sacudido por fuertes protestas desde hace semanas.

La iniciativa, impulsada por Colombia y Brasil, recibió por sorpresa el respaldo de la propia Bolivia y de naciones caribeñas como Antigua y Barbuda, que consideraron crucial la convocatoria de elecciones, aunque criticaron el papel de las Fuerzas Armadas y la forma en la que Jeanine Añez asumió la Presidencia hace una semana.

Tres naciones, entre ellas Nicaragua y México, se opusieron, mientras que cuatro se abstuvieron y una misión estuvo ausente.

Crisis tras el fraude electoral

La crisis se desató tras las elecciones presidenciales del 20 de octubre, en las que Evo Morales proclamó su victoria pero la oposición denunció un «fraude gigantesco». La Organización de Estados Americanos (OEA) hizo una auditoría del proceso electoral en la que halló «irregularidades».

Morales dimitió el pasado 10 de noviembre y huyó a México. Áñez, segunda vicepresidenta del Senado, se proclamó presidenta interina para llenar el vacío de poder dejado por el antiguo mandatario y la renuncia de otros altos cargos.

Ni Morales ni sus seguidores reconocen a Áñez, porque consideran que su estancia en el Palacio Quemado es fruto de un «golpe de Estado». Ella, por su parte, ha aseverado que solo estará en el cargo el tiempo necesario para convocar nuevas elecciones.

Denuncia contra Evo Morales

Por otra parte, el Gobierno interino anunció que denunciará a Evo Morales ante instancias internacionales por crímenes de lesa humanidad, tras revelar un audio en el que alentaría las protestas desde México, donde está exiliado.

El ministro de Gobierno, Arturo Murillo, ha comparecido para informar de que el Gobierno ha tenido acceso a una conversación telefónica entre Morales y un dirigente del trópico de Cochabamba, Faustino Yucra Yarwi, que se habría producido hace tres días.

«Combate, combate, combate, hermano. Algunos no nos entienden (lo que es una) dictadura. Ahora la gente va a ver cómo se vive la dictadura con golpe de Estado», diría Morales, según informa la prensa boliviana.

Según Murillo, el líder indígena «ordena que no entre comida a las ciudades», lo cual es un crimen de lesa humanidad, por lo que ha anunciado que en las «próximas horas» presentarán una «demanda internacional» contra Morales.