Carapaz: “Fue el mejor cumpleaños de mi vida”

“Es el mejor cumpleaños de mi vida, así que no lo puedo dejar de festejar”, dijo el carchense, que ayer celebró sus 26 años. Al Giro le restan cuatro etapas. La de hoy puede resultar algo tranquila, por el largo tramo en terreno plano.

La pregunta de Vincenzo Nibali aún no tiene respuesta. El ciclista italiano se distanció 7 segundos más del ecuatoriano Richard Carapaz, quien se mantiene al frente del Giro de Italia tras la etapa 17. Nibali está ahora a 1 minuto y 54 segundos del carchense.

“El ataque era hoy (29 de mayo del 2019), pero no estuve en mi día. No esperaba que Carapaz atacara en el último kilómetro”, dijo el ciclista italiano, que aguarda las etapas del viernes y sábado como únicas opciones para descontar segundos.

No quiere llegar a la última etapa, en Verona, con una diferencia de casi dos minutos para encarar la contrarreloj de 15,5 km. “Richard Carapaz es el mejor escalador hasta la fecha, pero es la primera gran vuelta que está disputando para ganar.

La presión, a veces, es muy difícil de soportar”, apuntó el español Alberto Contador, quien ganó el Giro de Italia el 2008, 2011 y 2015. El exciclista, que también logró sendos tripletes en el Tour de Francia y la Vuelta a España, sigue de cerca el Giro como comentarista. “Carapaz está fuerte, pero nosotros tenemos a Vincenzo”, respondió con convicción uno de los directores del Baharain-Mérida, Alberto Volpi. Sin embargo, el propio Vincenzo Nibali reconoció que se enfrenta a un rival difícil.

“Tenemos que inventar algo para tratar de alcanza la ‘maglia rosa’, pero no será fácil porque Richard Carapaz ha de­mostrando ser un corredor muy sólido”. Añadió que su intención era descontar en la etapa del martes, “pero hubo mal tiempo. Lo que logramos ahí fue distanciarnos de Roglic”. Ese día despojó del segundo lugar al esloveno, que ahora es tercero. En la etapa de ayer, el Movistar Team hizo un trabajo de mucha estrategia. Cuidó el primer lugar de Richard Carapaz y apostó al español Mikel Landa, para que atacase y acortara distancias con Primoz Roglic.

Al parecer, el equipo telefónico quiere a sus dos ciclistas en el podio final del Giro. “Ha sido un buen día, tanto para Mikel como para mí. Ha reaccionado bien él y hemos podido seguir logrando más segunditos, que nos pueden valer mucho al final. Todavía queda bastante camino por recorrer, grandes montañas por delante para viernes y sábado”. Dijo estar “tranquilo, pero sin confiarse, porque una cosa que he aprendido en estos pocos años de ciclismo es a plantear las cosas con calma. Queda aún mucho camino”. El subir al podio por cuarto día consecutivo para recibir la ‘maglia rosa’ ayer tuvo un significado diferente.

“Es el mejor cumpleaños de mi vida, así que no lo puedo dejar de festejar”, dijo el carchense, que ayer celebró sus 26 años. Al Giro le restan cuatro etapas. La de hoy puede resultar algo tranquila, por el largo tramo en terreno plano.

Hoy la clasificación no podría tener cambios, salvo que Roglic imprimiese velocidad en el final. Este 30 de mayo del 2019, la carrera será de 151 km. Habrá cinco ascensos, el último prolongado hasta llegar a la meta, a 1 380 m de altitud. El sábado, en cambio, la etapa será de montaña pura, donde habrá el último gran duelo entre Carapaz y Nibali, en sus 194 kilómetros. El ecuatoriano, ha demostrado ser un gran escalador.