Avión cae en un río de Florida con 143 personas a bordo

0
13

Un avión chárter con 143 personas a bordo y que procedía de la base militar estadounidense de Guantánamo, en Cuba, aterrizó durante una tormenta eléctrica el viernes por la noche y acabó en un río al final de una pista de un aeropuerto de las fuerzas norteamericanas en Jacksonville, en el norte de Florida.

Todos a bordo fueron localizados vivos, informó la policía de Jacksonville, que agregó que 21 adultos fueron transportados a hospitales locales. La mayoría fueron dados de alta.

El Boeing 737 aterrizó en la estación aérea naval de Jacksonville con 136 pasajeros y siete tripulantes y por razones desconocidas se salió de la pista y acabó en una zona baja del río St. Johns, explicaron las autoridades.

Agregaron que todos a bordo subieron a las alas para esperar ser rescatados y que salieron sin lesiones graves.

Entre los pasajeros había tanto civiles como personal militar, explicó el capitán Michael Connor, el oficial al mando de la base de Jacksonville, en una conferencia de prensa el viernes por la noche. Algunos pasajeros se quedaron en la zona y otros se preparaban para volar a otras partes de Estados Unidos.

“Creo que es un milagro”, apuntó Connor, que reconoció que la situación pudo haber sido peor. “Podríamos estar hablando de una historia muy diferente esta noche”.

También había varias mascotas en el avión y su estado no era claro de inmediato. Una declaración de la Armada el sábado expresó “oraciones” a sus dueños, diciendo que los problemas de seguridad impedían que los rescatistas recuperaran inmediatamente a los animales.

Las autoridades no sabían de momento qué hizo que el avión se saliera de la pista. En un tuit publicado el viernes en la noche, Boeing dijo que estaba recaudando información.

Connor dijo desconocer si el mal tiempo tuvo algo que ver en el vuelo. “Yo estaba en casa cuando esto sucedió y había tormentas y relámpagos”, dijo.

Vuelo desde Guantánamo

El vuelo era un chárter regular operado por Miami Air International, que tiene muchos contratos con las fuerzas militares, ente ellos vuelos semanales entre la base aérea de Estados Unidos en Cuba y la estación aérea de Jacksonville, así como la Base Andrews de la Fuerza Aérea en Maryland. La compañía no respondió de momento a los mensajes de The Associated Press.


Se esperaba que el mismo avión regresara a Cuba el sábado para llevar a otros miembros del ejército, abogados y otros a Andrews. Estados Unidos todavía mantiene a 40 hombres en el centro de detención de Bahía de Guantánamo, entre ellos cinco acusados de planear y ayudar en los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001.

Por el momento se desconoce cuándo se sacará el avión del río, pero según Connor el tren de aterrizaje parecía estar posado en el lecho, lo que hace poco probable que el aparato flote y quede a la deriva. Inmediatamente después de evacuar a los pasajeros, los equipos comenzaron a trabajar para contener posibles fugas de combustible, añadió.

Varios periodistas de la AP tomaron un bote para ver el avión más de cerca. Había un olor penetrante a combustible y aceite. El fondo del avión estaba bajo el agua, lo que dificultaba el acceso a la zona de carga, y faltaba la nariz del avión. (I)