Estragos del invierno dejan preocupación en poblados de Loja

0
2

Los estragos de la estación invernal se sienten también en la frontera con Perú, donde recientemente se han registrado intensas precipitaciones.

En Zapotillo, la vía hasta el puente internacional ha registrado algunos deslizamientos y algunas inundaciones.

Uno de los sectores afectados fue el barrio Miraflores, en plena línea de frontera (Lalamor), en donde el río Alamor que divide a los dos países se desbordó e inundó algunas plantaciones de coco y algunos cultivos tradicionales de los habitantes ecuatorianos.

Preocupa que la intensidad de las lluvias origine el aumento del caudal nuevamente y la inundación de las viviendas cercanas al río, que por ahora, muy poco fueron impactadas por el agua desbordada.

Uno de los sectores que ha sufrido más consecuencias es Alamor, en el lado peruano, pues el río se ha llevado todos los cultivos de la zona, principalmente de maíz.

Canchas, escuelas y viviendas se inundaron y con el pasar de los días, la gente reclama atención de las autoridades de ese país. 

Por otro lado, el caudal de río Catamayo que divide a Ecuador y Perú, en Zapotillo, se encuentra dentro de los límites de corriente, según personal de la Secretaría de Gestión de Riesgos.

Aquello ha permitido la navegabilidad de canoas sobre el río, lo que facilita el flujo comercial entre los habitantes de ambos países.

Las autoridades locales han previsto una reunión durante esta semana para analizar si es necesario o no retomar el COE cantonal ante las deficiencias que puedan presentarse por la llegada del invierno.